La joyera del surf: Raque de Silver Shaper

¡Aloha lectores!

¿Os acordáis del evento de Mariolas en el que participé el 8M? Pues en él conocí a Raque y hoy vengo a contaros su historia y a presentaros The Silver Shaper su marca de joyas joyas únicas con alma de ola para mujeres valientes y reales.

Después de escucharla en el directo de mujeres que surfean, necesitaba conocerla, bueno y creo que a ella le pasó lo mismo conmigo y más teniéndonos tan cerca. Así que quedamos a tomar café. Nada más empezó a hablar y a contarme la historia de cómo acabó siendo la joyera del surf quedé prendada.

c4043792 7cce 430b b86e 89f40ccffea4

¿Quién es la joyera del surf?

Raque es madrileña, concretamente nació en el humilde barrio de Vallecas pero desde pequeñita soñó con ser surfista. No diré qué edad tiene (en realidad no lo sé) pero todos sabemos que en los años 80 en España, el surf era un deporte para pocos y más viviendo en la capital, a más de 300 km del mar.

Circunstancias de la vida, en vez de al mar, sus padres se trasladan a la montaña por lo que, el surf todavía estaba más lejos. Pero solo a nivel físico, nunca se lo quitó de la cabeza.

En esa época sabéis que lo que decías los padres iba a misa, no como ahora que muchos jóvenes se los toman por el pito del sereno, así que, en vez de estudiar periodismo, acabó haciendo química. Como buena hija, acabó sus estudios pero en su mente seguía rondando la idea de dedicarse a algo relacionado con el surf.

Un año, en marzo, decidió visitar Valencia y acabó enamorada de sus Fallas. «¡Aquí tengo que venirme yo a vivir!» – dijo Raque para sus adentros. Por aquél entonces, la futura joyera del surf que sólo conocía el Atlántico (su padre era gallego) descubrió el estupendo clima mediterráneo y como que las ganas de practicar surf se le multiplicaron.

Pero para ello, necesitaba dinero así que, no le tocó otra cosa que buscarse las habichuelas en Madrid y comenzó a trabajar en tiendas de ropa. Un día dijo basta, hizo las maletas y puso su vida rumbo a Valencia. Con la suerte o mala suerte, según cómo se mire, que en la capital del Turia la hicieron encargada de una marca de ropa por lo que estaba cerca del mar pero no tenía tiempo para poder empezar a surfear.

¿Os dais cuenta que la maldita Ley de Murphy siempre aparece? Cuando tienes tiempo, no tienes dinero o estás lejos y cuando estás cerca y tienes dinero, no tienes tiempo. Por lo que CARPE DIEM gente, carpe diem.

Ella, que tiene alma de artista, con el poco tiempo libre que tenía, decidió ponerse a estudiar cosas relacionadas con la escritura, la comunicación audiovisual y la música con idea de buscar otro trabajo que le diera más libertar para, por fin, cumplir su sueño de surfear. Pero, cuando le llegó el «artisteo» se dio cuenta de que en realidad este mundo, no le gustaba.

La joyera del surf (así se autollama ella) que siempre busca libertad, dejó las tiendas de ropa y estuvo trabajando en el sector audiovisual aquí en la terreta hasta que, tras romper con su relación sentimental, volvió a Madrid a pensar qué hacer con su vida.

La joyera del surf vuelve a Madrid

Como ya he comentado en alguna que otra ocasión los sueños cuestan pero al final se cumplen. Solo tienes que remar en la misma dirección, ojo, muchas veces la marea te desvía pero ahí estás tu, dispuesto a cambiar de ritmo y volver a la dirección correcta.

Y eso ha hecho Raque en numerosas ocasiones. Esta vez, la marea la llevó de vuelta a Madrid. Pero allí, el destino le tenía una sorpresa preparada.  Se reencontró con aquel chico que marcó su infancia. Ambos se gustaron de jóvenes (bueno más bien de pequeños porque siguen siendo jóvenes) pero no se lo contaron hasta esa noche. Tras horas hablando, resurgió el amor y el primer beso. 

Ella que es muy lianta, le contó los planes que siempre tuvo pero que hasta el momento no había podido disfrutar, así que ambos decidieron que, en cuanto se pudiera, pondrían sus vidas rumbo a Valencia con idea de que esta fuera la definitiva.

Llegó su hija, Raque entonces trabajaba en una discográfica, trabajo poco compatible con el papel de madre así que, decidió dejarlo y emprender.

Madre emprendedora

La vida del emprendedor no es tarea fácil. La gran mayoría hemos quebrado en nuestras primeras ideas. Otros no tienen una idea fija y van probando negocios hasta dar con el elegido.

Raque lo intentó con el yoga para niños pero con la peque, el cupo de niños estaba cubierto y no le quedaba energía para compartirla con ninguno más.  De hecho, se colapsó y tras pensar mucho decidió intentar ser Shaper que es otra de las cosas que le hubiera gustado ser desde peque.

Como todo emprendedor, empezó investigando y buscando información pero la profesión le dio la espalda.  Más que la profesión, los profesionales que a ello se dedican. Le ponían muchas pegas por todos los lados, era muy complicado, nadie quería enseñarle ni ayudarle.  Así que, disgusto tras disgusto decidió abandonar la idea de crear tablas de surf. 

Decidió coger un año sabático para llenarse de energía y pensar dónde poner la energía pero como no sabe estar quieta, le surgió la oportunidad de hacer un curso de joyería y lo aceptó. A los pocos días se dio cuenta de que esa era su vocación. Por lo que, sin pensárselo dos veces creó su propia marca de joyas: THE SILVER SHAPER.

El tema del nombre tiene su gracia, empezó haciendo piezas y sin darse cuenta, todas estaban relacionadas con el surf. Entra las piezas, creó una tabla y la figura típica de un surfer. Cuando fue a ponerle nombre a la pieza del surfero, al ser de plata le puso silver surfer. De repente le vino un flash y dijo:  ¡Hostias! Silver Shaper» y así surgió el nombre de su marca.

The Silver Shaper

¡Qué grande es Raque que consiguió ser Shaper y diferenciarse del resto!

Consiguió ser shaper pero de piezas peques y de plata y así fue como se hizo la joyera del surf.

Llegó la inspiración y ahora hace piezas increíbles. 

emecabanyes silvher shaper llavero
emecabanyes silver shaper ballena
emecabanyes silver shaper furgoneta

¡Por fin el surf cobró sentido en su vida! Por lo que, después de descubrir que la joyería era su pasión, llegó el momento de hacer las maletas y volver de nuevo a Valencia.

La esencia de su marca de joyería está inspirada en la mujer, la inclusión y el feminismo.

Actualmente Raque está trabajando en definir la marca y en búsqueda de nuevas oportunidades de colaboración. Se siente contenta  y orgullosa de poder hacer sus joyas al mismo tiempo que conoce gente con historias que a su vez, practica surf. ¡Este es mi caso!

emecabanyes colgante silver shaper
emecabanyes anillo silvershaper
emecabanyes silver shaper pendientes

A día de hoy, Raque comparte con su hija la pasión por el surf. La peque va a clases en la misma escuela a la que acudo yo por lo que, por fin, la joyera del surf está retomando la sensación de coger una ola.

MORALEJA: Nunca te rindas. Las cosas acaban llegando, siempre y cuando no las abandonemos ni dejemos de pensar ni luchar por ellas. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *